¿Y por qué no Ning?

A menudo una plataforma versátil y ya existente puede ser una excelente alternativa para crear una red social y experimentar en el ámbito de los social media. Ideas como Ning, que yo siempre pensé que se convertiría en el Blogger de las redes sociales, permiten crear una comunidad online en menos de cinco minutos, sin apenas conocimientos de diseño o programación. Exactamente igual que Blogger y WordPress.

Por poner un ejemplo, en mi caso yo creé hace tiempo una red social cerrada, basada en la invitación personal usuario a usuario, para mantener el contacto entre mi familia: hermanos, primos y tíos que nos hemos ido desperdigando por esos mundos y que de esta manera podemos compartir fotos, anécdotas, quedar para determinados eventos, etc.

Pero… ¿y en lo profesional? ¿Una herramienta de este tipo es de verdad interesante? Yo creo que sí, sobre todo teniendo en cuenta las enormes funcionalidades que ofrece: en el caso de Ning podemos crear una red abierta a todo internet, o cerrada, que funcione sólo por invitación. Además ha abierto la mano a desarrolladores que están creando aplicaciones específicas para la plataforma (widgets, plugins y todo lo que conlleva un espacio de estos). Y por un precio bastante razonable podemos tener nuestra web libre de publicidad o un dominio propio.

¿Cuándo recomendaría yo usar Ning en vez de otros motores sobre servidor propio como Drupal o Joomla? Pues en casos de muy bajo presupuesto, o de experimentación (a ver cuál es la recepción inicial de la red social que vamos a lanzar), o para una fase previa de pruebas, o para una red privada de comunicación… la casuística es variada y depende de las necesidades concretas y de los proyectos a lanzar, pero la pregunta clave es: ¿y por qué no?

¡Comparte!
Facebook Twitter Plusone Pinterest Linkedin

2 comentarios en “¿Y por qué no Ning?

  1. Pingback: murcianegocios.es | ZEITGEIST 2.0

  2. Pingback: ¿Qué pasará con Ning? | ZEITGEIST 2.0: Comunicación, publicidad y cultura en la era de los Social Media

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *